Casa familiar en Nueva Zelanda con luz y vistas

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Si leéis de forma habitual este blog, seguro que ya conocéis el trabajo del estudio Parsonson Architects, del que ya hemos mostrado otros proyectos (concretamente una magnífica casa de una planta en Nueva Zelanda, y el proyecto de la casa de playa Pekapeka). Sus diseños arquitectónicos llaman la atención por su belleza y soingularidad. Como la casa Seaview, en la ciudad neozelandesa de Wellington.

A la hora de acometer este proyecto, los arquitectos tuvieron en cuenta las necesidades de los propietarios, una familia amplia con miembros de diferentes edades.

Bella por fuera… y por dentro


La casa muestra una estructura peculiar con volúmenes estéticamente perfectos. Dispone de tres niveles que se organizan en función de las actividades que se realizan en cada uno de ellos. En el piso superior se localizan los dormitorios de los padres y de los niños, y las zonas más privadas de la casa. El nivel inferior acoge una larga piscina cubierta, mientras que la planta intermedia es la que acoge la vida diurna de la familia, el área social de la casa.


El edificio cuenta con grandes ventanales que proveen a los interiores de luz natural y bellas vistas. Los exteriores son perfectos para las actividades de la familia, tanto la terraza como los patios.

Una vez dentro de la casa destacan los materiales naturales, en especial la madera que se empleó para revestir paredes y techos, y que aporta una belleza muy especial a los interiores. El mobiliario de diseño y los detalles hacen el resto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *