Casa minimalista en Rocafort


Las casas más modernas y de líneas más puras son objeto de deseo para muchos amantes de la arquitectura. Entre ellas encontramos grandes diseños de alto lujo u otros menos ambiciosos, pero igualmente atractivos. El que os enseñamos hoy en Decoarq es un excelente ejemplo de equilibrio, profesionalidad y atrevimiento: se trata de una casa ubicada en Rocafort (Valencia), obra del prestigioso estudio del arquitecto Ramón Esteve.

La casa es de estilo geométrico y fachada de un blanco deslumbrante. Llama la atención, entre muchas otras cosas, la coordinación al detalle entre la estructura arquitectónica y elementos accesorios, como los muebles de exterior.

Una finca de forma complicada


El primer condicionante (y uno de los más importantes) a la hora de realizar el proyecto fue, según los profesionales del estudio, la forma trapezoidal de la finca, situada en un área residencial. Alrededor de la zona, la vegetación es muy densa; así que para aprovechar las vistas hubo que realizar un volumen que permitiera disfrutarlas plenamente desde el exterior y el interior.

Geometría y luz


La composición de los distintos espacios se ha determinado en base a dos conceptos: la geometría y la luz. Geometría, porque al volumen se le fueron sumando y restando partes hasta que se logró la proporción de superficie construida suficiente. Y luz, por el luminoso ambiente donde se alza la vivienda y todas las posibilidades arquitectónicas que proporcionaba. La combinación adecuada de ambos conceptos dio lugar a esta magnífica casa, en la cual cada estancia tiene su propio carácter y personalidad.

Fotografías: Estudio Ramón Esteve.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *